Los lindos de la pantalla cubana

Cuba ha tenido galanes de series, películas y telenovelas que se quedaron desde la primera aparición en el corazón de las cubanas y cubanos.

Con respeto son admirados, pero también con algo de deseo y mucho de sensualidad.

Los arrebatos se vivieron en diversas expresiones hacia esos hombres hermosos que llenaron la pantalla, los corazones e hicieron que se desbordaran las hormonas.

Jorge Villazón

No era lo lindo… sino lo varonil… y ese lunar voluminoso que le otorgaba un no sé que.

Jorge Villazón tenía a miles de admiradoras que le seguían en sus actuaciones. Un actor con carácter y al mismo tiempo con una ternura varonil que le ponía el sello de galán.

El Jefe de los policías en Día y Noche, el poeta en la película Plácido o el médico de guardia en aquella pasada telenovela, siempre puso un toque hermoso para sus admiradoras.

Aquel día que Cuba supo de su muerte, se le congeló el alma a no pocas mujeres que veían en Jorge Villazón su más grande galán. Aún es recordado y muy llorado.

César Évora

¿Te acuerdas aquel capitulo de Día y Noche en el qué, en los años 90, César Évora salió en calzoncillos?

Pues miles de ellas sí que lo recuerdan muy bien. Este actor cubano es tal vez el más exitoso de todos los galanes.

Escasa fue su presencia en telenovelas, por lo menos en Cuba, porque fuera de la isla ha brillado en las producciones mexicanas.

Si fue un hombre de cine, y como muchos recuerdan fue el poderoso y hermoso Hombre de Éxito en la película del mismo nombre.

El policía vestido de civil era una especie de galán policíaco que acaparó toda la atención de la audiencia femenina.

Enrique Almirante

Un galán muy querido por las cubanas que dio toque de hermosura masculina a las telenovelas donde participó.

Un actor de tallas grandes que estuvo al lado de divas de la actuación.

A Enrique Almirante lo acompañaron siempre una sonrisa distinguida, una mirada juvenil y esa voz de hombre hecho y derecho que triunfa ante las cámaras.

Legendario protagonista de la televisión cubana, dejó en su legado a un hijo bello y talentoso así un recuerdo perdurable para las futuras generaciones. 

Patricio Wood

Un rostro lindo y una capacidad actoral inmensa son las dotes de un galán que se ha hechado al bolsillo las pantallas de todos los tamaños y los suspiros femeninos.

Patricio Wood es un galán con un toque de timidez y unos ojos preciosos. Muy joven debutó en el cine y en la televisión.

Poco a poco fue convenciendo con su voz de tono varonil y una sonrisa que enloquecía a las audiencias. Hijo de grandes actores, se dice que pudo haber sido tan galán como el arrebatador César Évora. 

Roberto Perdomo

Este hombre es el causante de llantos y enamoramientos a distancia.

Esa mirada que enamora, esos ojazos morenos y esa piel canela que enloquece, dio vida a innumerables galanes de telenovelas contemporáneas.

En la telenovela El Balcón de los Helechos, se disputaban su amor. Perdomo tiene un pulso actoral que le viene muy bien con su talento.

A lo mejor le hace falta más cine, pero en televisión, con ese cuerpo, esa cara y ese corazón, es el mejor.

Vladimir Villar

Un galán contemporáneo. Su rostro expresa sensualidad y es grato para la audiencia femenina cubana verlo en pocas telas.

Se ha destacado en las producciones televisivas, donde siempre ha habido una hermosa muchacha rendida a sus encantos.

Vladimir ha hecho diversidad de personajes y todos ellos tienen el estilo del hombre rudo y pícaro, con bastante de ternura y suficiente de galán.

Estos galanes conquistaron los corazones de cubanos y especialmente de cubanas.

Millones de suspiros los consagran como los lindos de la TV cubana.

Anteriores

Rencuentros de artistas que pusieron a llorar a todos

Mucho más

Lo dice Cuba: No hubo ataques sónicos a diplomáticos

¿Y qué tu crees de esto?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *